Películas Reviews

[#SANFIC17] Review «Exile»: De ser marginado y otros sentimientos

Reparto: Mišel Matičević, Sandra Hüller, Rainer Bock, Thomas Mraz, Flonja Kodheli

Dirección: Visar Morina

País: Alemania

Género: Drama

Clasificación: n/a

Duración: 2h 1m

Sinopsis: «Cuando Xhafer encuentra una rata muerta colgando de una reja frente a su casa, le queda inmediatamente claro que sus colegas racistas podrían estar tras el hecho. Cada suceso, cada palabra, cada gesto puede ser visto como evidencia. La incomodidad de Xhafer crece cada día. Nora, su esposa alemana, está cansada de que él siempre crea que las cosas que le suceden son racialmente motivadas. ¿Será que simplemente le cae mal a sus colegas? ¿O habrá más tras esa hostilidad? ¿Está todo en su mente o estará pasando en realidad?». (SANFIC) Participante de la Competencia Internacional.

Hay películas que demoran en introducir su tema principal, pero «Exile» no es de estas. Desde el primer segundo comprendemos la sensación de outcast, de ser apartado, alienado y distante que vive Xhafer, su protagonista, habitando un ambiente hostil, lleno de xenofobia, racismo y discriminación. A medida que avanza la historia nos cuestionamos si esto realmente está pasando, o es parte de una persecución del hombre.

Durante ese mismo transcurso de la película somos introducidos a varios personajes que rodean a Xhafer; su esposa, su suegra, dos colegas y su jefe son los que más destacan, pero ninguno posee un verdadero desarrollo, siendo solo obstáculos en el camino del protagonista, quien tampoco posee un objetivo claro tangible, siendo más una víctima de las consecuencias con nula agencia de sus actos. La lentitud con la que se mueve «Exile» hace más fácil entender por lo que pasa Xhafer, sin embargo, la nula simpatía que genera el hombre hace difícil ponerse en su lugar, y comienza el duro cuestionamiento sobre si los malos momentos que viven son realmente por su origen de Kosovo, o finalmente son las consecuencias de sus actos. Y aquí es donde la película tropieza y cae en un extraño agujero del que no sale, aunque eso no signifique nada negativo per se.

Nora, la esposa de Xhafer, le reitera de forma forzada y poco natural que, quizás, lo que le pasa es por ser, simplemente, una mala persona, igual hecho que se establece con algunas acciones que vemos en la película; entonces, debemos entender que el mensaje finalmente es que su origen no es causa de discriminación, sino que el mismo se está victimizando, ¿o es una crítica a esta misma actitud paternalista que toman en contra de los inmigrantes de decirles que todo pasa en su cabeza? Es difícil discernir el mensaje de «Exile», más allá de que Xhafer siempre será un ser ajeno a todo esto, pero entendiendo el origen de Kosovo del director, es más entendible comprender que es una crítica, y no una apología al racismo. De igual forma, breves comentarios apoyando el concepto nacionalista de la ‘Gran Albania’ hacen difícil entender la postura del protagonista ante la vida, más allá de creer que está ‘solo contra el mundo’.

Más allá del confuso mensaje que cuesta comprender, quizás por falta de contexto, el trabajo de color, utilizando constantemente un verde ‘repulsivo’, ayuda a acentuar el tema del racismo, pero la música no consigue generar ningún impacto llamativo, solo distrayendo de la sutileza que intenta plasmar con su narrativa, teniendo un aire teatral, pero que no beneficia en nada la película.

Es difícil poder definir bien el mensaje que Visar Morina intenta dar con la película, pero su temática de ser alienado y apartado de la sociedad es un hecho que se ha acentuado en los últimos años debido a las grandes olas migratorias en una sociedad globalizada en la que continúa primando el racismo y la xenofobia. A pesar de su innecesaria lentitud, poco desarrollo de personajes y extrañas decisiones artísticas, «Exile» logra centrarse en sus ideas, claras o no, dejando de lado la narrativa, quizás pecando de pretenciosa, pero centrándose en la atmósfera e intención que el director quiso darle, independiente de su claridad a la hora de expresarla. Una obra muy ‘de autor’, que genera grandes impotencias, breve empatía y lástima a ratos, y que termina siendo un reflejo medio borroso de la actualidad, la búsqueda de la identidad y el estar atrapado donde sientes que no perteneces.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s